NFT, IPFS y Criptoarte

Alejandro López Ochoa
por Alejandro López Ochoa 6 de Abril, 2021

Muy probablemente has escuchado hablar de los NFT o el criptoarte, pero ¿que es un NFT? Empecemos por poner todo en contexto.

La propiedad intelectual de obras de arte, siempre ha sido de gran polémica, ya que para asegurar su autenticidad se tenía que contactar a catadores expertos en arte, que podrían fácilmente mentir y darle mayor o menor valor a las obras, dándoles todo el poder de decidir si una obra es real o falsa, para solucionar esto se necesitaba crear un ambiente de total confianza y transparencia entre los artistas y los compradores de arte, donde se puedan asegurar que nadie pueda vender obras de arte falsas, es por eso que el uso de Tokens No Fungibles (NFT) sobre Blockchain son perfectos para proteger el ahora llamado criptoarte.

¿Qué significa fungible?

Ser fungible es sinónimo de ser reemplazable, por lo tanto, no fungible es ser considerado único, algo interesante es que muchas veces la fungibilidad de un activo puede ser subjetiva. Por ejemplo, para un coleccionista de billetes, es posible que un billete emitido en una fecha específica, o con un número de serie específico, sea más valioso que otros billetes de su misma denominación, o que un viajante esté dispuesto a pagar extra por un boleto de avión junto a la ventana.

¿Qué es un token?

Es la representación de un activo u objeto sobre blockchain, han sido de gran ayuda para simbolizar activos reales y funcionalidades del mundo real en el mundo digital.

Existen diferentes tipos de Tokens, según su comportamiento, podemos clasificarlos de la siguiente manera:

  1. Tokens fungibles: Son aquellos que fueron creados con la idea de que una unidad es igual a otra, y son fácilmente intercambiables. Por ejemplo bitcoin, o una moneda emitida por algún país. En este caso, aunque posiblemente exista un número de serie, este no es relevante para su uso ni pretende afectar el valor del activo. Su control es por balances, más no se le puede dar seguimiento puntual a cada token porque todos son iguales. El ejemplo más común de este tipo de tokens es el estándar ERC-20.
  2. Tokens no fungibles (NFT): Estos activos tienen características o meta datos diferentes entre uno y otro, además de contar con un identificador único por unidad. Nos permite escribir información específica por unidad dentro y fuera de la cadena. Este tipo de tokens pueden representar obras de arte físicas o digitales. Podemos dar trazabilidad y ver el historial de dueños que ha tenido el activo con el tiempo. Los NFT regularmente utilizan el estándar ERC-721.
  3. Tokens semi fungibles: Existen casos especiales en donde hay diferentes clasificaciones de activos, pero dentro de cada clasificación cada entidad puede ser intercambiada por otra. Por ejemplo, en los boletos de avión, existen diferentes tipos de clases de asientos. Pero dentro de la primera clase, un boleto podría ser intercambiado por otro. Con ellos se puede tener un control de los balances por categoría. También puede ser utilizado en criptoarte cuando sacan un número determinado de copias de una obra. Un ejemplo de este tipo de tokens es el estándar ERC-1155.

¿Para que me sirve crear un NFT de mi obra?

Está claro que cualquier persona puede hacer y guardar una copia de un archivo digital sin importar su formato (imagen, vídeo, audio, texto). Pero eso no significa que sean los propietarios de la obra. Los NFT permiten convertir cualquier obra en un objeto digital único, coleccionable y transferible, el cual garantiza la propiedad, inmutabilidad, seguridad y disponibilidad de la obra a través del tiempo. En un caso hipotético donde alguien quiera falsificar un NFT, es muy fácil darse cuenta, ya que el token tiene una dirección de Smart contract, además de estar vinculada a la dirección del creador de la obra.

¿Puede un NFT ser una prueba de existencia para mi obra?

Si, al ser un registro escrito en Blockchain, tenemos la información del sello en el tiempo y el emisor de la transacción. Además es posible agregar en los meta datos el resumen criptográfico del documento original. Si en el futuro se quiere demostrar la posesión del archivo en el pasado, basta con volver a generar el resumen criptográfico del archivo en cuestión, y compararlo con el resumen relacionado al NFT. Esto es muy importante para el resguardo de propiedad intelectual, donde el primero en tiempo es el primero en derecho, si demuestras la posesión de la obra antes que otro, tienes los derechos.

¿Cómo funcionan los NFT?

Los Tokens no fungibles son Smart Contracts basados en el estándar ERC-721. Este estándar permite almacenar información de las siguientes maneras:

  • Dentro de la cadena: Dentro del contrato en forma de variables, la información que sea escrita de esta manera, goza de la seguridad e inmutabilidad que Blockchain ofrece. No es posible eliminar o alterar algún dato sin dejar un rastro público del movimiento.
  • Fuera de la cadena: Es posible escribir un URL como meta dato para hacer referencia a alguna API o archivo almacenado en algún servidor, por ejemplo el archivo completo de la obra de arte. Aquí es muy importante el medio de almacenamiento que se usará para la obra, ya que al ser un recurso fuera de la cadena y usar sistemas de almacenamiento convencionales, es posible alterar el recurso a través del tiempo, por lo que podría no garantizar la integridad y disponibilidad de la obra.

Una manera de solucionar el problema de inmutabilidad con la información fuera de la cadena, es utilizar el sistema de archivos interplanetario (IPFS) como medio de almacenamiento. Esta tecnología colaborativa permite subir información en múltiples servidores, por lo que si el servidor o sistema que almacena el archivo deja de funcionar, habrá otros servidores que garanticen la disponibilidad a través del tiempo. Una vez que un archivo sea escrito en la red, no será posible eliminarlo.

En LifeChain te podemos ayudar a crear tu NFT, almacenando y respaldando tu obra en IPFS, esto asegura que aunque el almacenamiento de tu obra sea guardada fuera de la cadena, no se pueda modificar a través del tiempo.

Referencias

Alejandro López Ochoa
Alejandro López Ochoa
Lifechain

Ing. en Computación por la Universidad de Guadalajara, desarrollador de software y soluciones basadas en blockchain.